Vietnam Blog Post
Asia,  Vietnam

Vietnam

El próximo destino no decepcionará. Eso es imposible, de acuerdo a los mochileros que conocí en el camino, particularmente en el Sudeste Asiático. Y, para ser honesta, no decepcionó.

Lung cu tower on the Ha Giang Loop

Una pregunta que me hacen bastante seguido es “¿Cuál es tu país favorito?”. Sólo he estado en Asia y Australia por ahora (y algunos países de Europa), así que mi espectro no es tan amplio. Aunque esa pregunta no me guste y nunca la haga, la gente te hace igual. Vietnam es a menudo el ganador indiscutible en todos los aspectos, ya sea por su comida o sus paisajes (no tanto por su gente, aunque esto no parece ser muy importante para la gente que conozco). Incluso Dante (no Alighieri) puso a Vietnam primero en su lista.

Es un país hermoso pero, si uno se pone a comparar, su gente no es tan cordial como en alguno de sus vecinos. Además, después de echar un vistazo a su historia, creo que puedo entender porqué. De todas formas, voy a escribir dos artículos sobre Vietnam, y el segundo va a dejarme asombrada por un largo tiempo (y va a ser mucho más positivo que este).

Guia mas o menos útil

Llegar ahí (como Francés)

Los franceses necesitan una visa para ir a Vietnam. No es difícil ni muy raro ya que podemos pedirla online y recibir una confirmación que nos permitirá obtener una visa al pisar Vietnam, entregando todos los documentos y fotos requeridas. O así lo creo… Porque sí, sin siquiera chequear por mi misma, le creo a Aurélie que me dice que podemos llegar al país y pedir la visa ahí directamente. Por lo tanto, el día de nuestro vuelo, me quiero asegurar de que así es como va a ser (un poco tarde, lo admito). Así que me fijo online y leo que no solo necesitamos pedir la visa por internet, sino que también tenemos que esperar 4 o 5 días a recibir una confirmación.

Esto nos hace sentir pánico por lo que empezamos a hacer llover ideas e incluso considerar que tal vez deberíamos reservar un ticket de avión para ir a otro lugar a esperar por la confirmación. Corea del Sur parece no ser tan caro pero eventualmente concordamos que puede no ser la opción más sabia. Leyendo un poco más, nos damos cuenta de que podemos pedir una exención de 15 dias para franceses. Aurélie encuentra la dirección de alguien que podría extender nuestras exenciones por otros 15 días. Sin embargo, no sé qué tan legal es todo esto así que proceder de esta manera no me hace feliz en lo absoluto, además de que es una opción muy cara. Pero no tenemos opción ya que Samuel (el novio de Aurélie) se unirá a nosotros al final del viaje en Hanoi, por una semana… Bueno, funciona bien al final.

Moverse ahí

Prise par Aurélie, où vous pourrez trouver son blog en cliquant sur la photo

Mi medio de transporte favorito en Vietnam es la moto: barata, práctica y ofrece una libertad sin igual.

Mencioné en artículos anteriores el estado deplorable de algunas calles en Bali o Filipinas… Bueno, ¡Vietnam también gana en eso! ¿Te acordás cuando hablé de esas reglas tácitas de manejo? Olvidátelas. Acá, el más grande manda, lo que significa que si un camión quiere sobrepasar otro vehículo usando el carril contrario, te vas a tener que mover, incluso si eso significa terminar en la cuneta.

Pero para ir de un lugar a otro, usamos mas que nada los autobuses cama, que tienen “camas reales”, ¡es genial! De cualquier forma, no todas las empresas ofrecen la misma calidad asi que lee bien antes de reservar.

En efecto, tuvimos muy malas experiencias. Una chica tuvo el aire acondicionado goteándole encima durante todo el viaje y no había otros asientos disponibles. Terminó llorando.

Algunas veces se vuelve engorroso comparar las empresas, leer comentarios, preguntar por precios, negociar, etc. Así que si querés evitar todo esto, podés reservar tus viajes en Bookaway (podes hacer click en el link).

Hablemos de... ¡DINERO!

En Vietnam pagás las cosas en dongs vietnamitas. Hasta Abril de 2020,

1€ es como 25.682 VND,

1USD = 23.463 VND

o 1AUD = 14.973 VND.

Podés comer una plato de comida por menos de 1USD, si encontrás los restaurantes con las sillas de plástico. Ahí vas a tener el mejor precio y lo más cercado a la comida y vida locales. Si querés comer en algún restaurante occidental lo podés hacer, pero preparate para pagar 7USD por plato.

Por ejemplo, en mi próximo artículo sobre Ha Giang, voy a mencionar un plato especial…

Como nos estábamos muriendo de hambre paramos en un lugar bastante feo (¡aunque lindo a su manera!), un hangar con algunas mensas y sillas (¡todas de plástico!). No sabíamos cuando nos íbamos a encontrar con otro restaurante así que preguntamos si nos podían cocinar algo par almorzar, y la adorable señora nos mostró un paquete de fideos y un huevo. No teníamos expectativas altas pero aun así estábamos felices. La señora volvió con unos fideos asombrosos, locamente hermosos y ¡DELICIOSOS! ¡Son los mejores fideos que haya comido en mi vida!

Así que dales una oportunidad, ¡te podés sorprender!

La sopa mágica de fideos (foto de Aurélie)

Un vistazo a la comida

Para balancear la negatividad de este artículo (Soy mala… ¡pero me gustó Vietnam! De hecho tengo planeado volver en algún momento) la comida es GENIAL y saludable. Y, como ya te dije, también es BARATA. ¡Pornografía culinaria!

Vas a comer principalmente “Phở “, una sopa de fideos de arroz donde encontrarás dos pedacitos de carne, que consisten mayormente de grasa y hueso (positivismo es mi lema).

También, cualquier comida con arroz es “Cơm“.

Una herencia desafortunadamente “buena” de la colonización francesa (y lo dejo claro: odio la colonización) son los “Bánh mì”,un sándwich hecho con un baguette (me gustaría agregar purpurina alrededor de esa palabra) con, a veces, ¡paté adentro! Algo que anhelaba comer hace mucho tiempo ya que hace casi dos años que no vuelvo a Francia, así que fue un descubrimiento muy feliz.

Y finalmente, por supuesto, los espectaculares rollos primavera, “Gỏi cuốn”.

Yummy stir fried noodles & vegetables! (Phở xào thịt bò)
¡Delicioso Phở xào thịt bò!

Mi experiencia (con Aurélie)

Para no engañar a nadie, Aurélie y yo no fuimos a Halong Bay, que es la foto que la gente conoce del país. Después de decepcionarme de tantos lugares y prácticas ahora, antes de ir a cualquier lado, trato de leer lo más que pueda. Y bueno, sobre ese lugar leímos que no sólo la cantidad de turistas ahí se vuelve insoportable, sino que se genera una cantidad de basura bastante impresionante. Y eso está lejos de mi soñado paisaje de revista.

Sur de Vietnam

Bueno, aterrizamos en la ciudad de Ho Chi Minh (también conocida como Saigon), donde nos quedamos solo una noche. Estoy agradablemente sorprendida de la ciudad (sigue siendo una ciudad, con lo que no simpatizo, así que la alegría tampoco es demasiado grande). A pesar de que esperaba algo mucho mas sucio, lleno de gente y feo, es de hecho bastante limpia, espaciada y animada (¡podés disfrutar de algunas funciones callejeras a la noche!). De todas maneras, no tengo fotos de eso para compartir así que ¡lo van a tener que averiguar ustedes mismos!

Para hacerla corta, ya que escribir este artículo me toma mucho tiempo (Estuve ahí en Junio de 2019) y sin mencionar la traducción que me tomó incluso más, digamos que algunos lugares del país me dejan indiferente.

Da Lat es un lugar famoso pero, además de la comida fantástica de nuestra casa de huéspedes (guesthouse), nada es interesante.

Hue es un otro ejemplo, y como diría Yoda en sus mejores días: saltearlo tu puedes. De hecho, no sé por qué está en la famosa lista de “las cosas que tenés que hacer en Vietnam” (cada loco con su tema).

Avocado Bruschetta at our hostel in Da Lat!
¡Bruschetta de palta (aguacate) de nuestro hostel en Da Lat!
Fruit salad at our hostel in Da Lat
Ensalada de frutas de nuestro hostel en Da Lat

Hanoi

Ho Chi Minh Mausoleum
Mausoleo de Ho Chi Minh

No tan al sur, pero igual de poco interesante, en mi opinión, Hanoi, la ciudad capital. Se parece mucho más a la imagen que tenía de Saigon: fea, olorosa, llena de gente, poco pintoresca, repugnante y podría seguir, aunque algunos lugares vale la pena visitarlos. No los voy a mencionar ya que no nos metemos en lugares que cobren entrada, y la mayoría tienen un precio.

Entrance to the Literature temple
Entrada al Templo de la Literatura
Lenin square
Plaza Lenin
Some jackfruits (how to make the difference with durian? The spikes are smaller)
Algunos Jacas (¿Cómo se diferencian del durian? Las espinas son más chicas)

La única entrada que pagamos es la de la Ciudadela Imperial, la que, tengo que admitir, es interesante. Tiene, incluso, parte bajo tierra que fueron usadas en las guerras.

Honestamente, no visitamos los lugares correctos en Hanoi, especialmente porque no queremos gastar mucho dinero.

Communist flowers' carpet
Alfombra de flores comunistas.
Aurélie showing a part of the Imperial Citadel
Aurélie mostrándome una parte de la Ciudadela Imperial.
Flowers at the Imperial Citadel

Otra cosa bastante linda de Hanoi es el mercado interior ¡donde podés encontrar de todo o cosas inútiles muy barato!

Some colourful clothes at the market
Algunas vestimentas coloridas del mercado
Market in Hanoi
Mercado de Hanoi

Hoi An

A bright alley
Un callejón luminoso
A vendor at a market
Un vendedor del mercado
Aurélie enjoying Hoi An
Aurélie disfrutando Hoi An

Por supuesto que algunos lugares son preciosos, como el pueblo de Hoi An, famoso por sus paisajes nocturnos con los faroles en las calles. Es mágico, pero muy visitado, especialmente por coreanos que parecen encontrarse ahí (sin ofender, siempre me gusta escuchar el idioma coreano).

Dreamy atmosphere
Ambiente de ensueños
A street in Hoi An
Una calle en Hoi An
Blue lobster at the market
Una langosta azul en el mercado
Night market
Mercado nocturnos
Lovely lanterns
Hermosos faroles en Hoi An
Beautiful lanterns in Hoi An
Los alrededores de Phong Nha

Los alrededores de Phong Nha

Un lugar que realmente me gusta aunque también este cargado de turistas es Phong Nha, famoso por sus cuevas.

Para variar, vamos a la cueva de Phong Nha gracias a la invitación a su bote por parte de un grupo de locales, lo que significa que no tenemos que pagar por el alquiler del bote, ¡sólo por la entrada! Eso es muy bueno.

No obstante, la cueva está tan llena de botes que el nuestro raspa los bordes (dudo que sea algo bueno si querés preservar tal maravilla) y los marineros reman usando sus torsos, lo que duele de ver.

Las montañas karsts alrededor son maravillosas. Explor ahí con la moto es relajante, divertido.

Una experiencia que recordaré por mucho tiempo es nuestra excursión a la aldea minoritaria Ban Arem, en la frontera con Laos, a pesar de que el dueño de nuestra casa de huéspedes nos recomendó no ir ahí porque no hay nada interesante para ver. Quizás, su recomendación fue para evitar convertir esta minoría en un zoológico humano, pero pasamos un momento interesante ahí, tratando de no ser muy invasivas. Aún así, si quiso decir que nada era interesante (escribí esta palabra muchas veces ya…), claramente no tenemos el mismo significado de la palabra. Y para decir al verdad, nos encontramos un poco perdidas y sin combustible, y llegando a la frontera con Laos sin darnos cuenta,el militar a cargo del lugar nos dijo que echáramos un vistazo, mientras nos recargaba el tanque de combustible (gratis)!

(Para leer más sobre Ban Arem podés buscar en nuestro gram amigo Wikipedia (lo siento, todas las fuentes que pude encontrar estaban en inglés, como esta…), ¡y no hagas caso omiso cuando te pide donaciones!).

Esta minoría semi-nomádica que una vez vivió en cuevas, y que fue más o menos forzada, sin éxito, a trabajar en granjas, pertenece al grupo étnico Chứt (en inglés también…), cuyos miembros habitan tanto el territorio de Laos como el de Vietnam. Su población consiste en apenas 100 personas. Su lenguaje está desapareciendo y en la aldea se pueden ver carteles que le advierten a la gente no caminar por cualquier lado ya que aún hay bombas de la guerra disperzadas por todas partes… De hecho, leí que todavía hoy, las cantidad de muertes por la guerra de Vietnam se sigue incrementando por eso.

Nuestra experiencia allí se siente como que el tiempo se suspendió. Surreal. Los locales se sienten curiosos por nosotros y nos dan la bienvenida.

Para concluir nuestro viaje en Vietnam, antes de escribir sobre nuestra increíble aventura en motocicleta en el norte del país, para nuestros últimos dias antes de tomarnos un avión a Laos, Aurélie y yo decidimos escaparnos de las paredes feas de Hanoi y comenzar un viaje completamente improvisado de 4 días, donde dormimos en casas de familia en el campo, nos perdimos en el medio de la nada trantando de acercarnos al parque Cuc Phuong, pero aún así sin ir ahí ya que escuchamos que está lleno de gente y basura, como Halong Bay, la razón por la que no lo visitamos: para no participar del turismo dañino que he mencionado en mis artículos anteriores.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.